jueves, enero 26

Pero a los ciegos no le gustan los sordos. 
Y un corazón no se endurece porque sí.



(La hija del Fletero - Los Redonditos de Ricota)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Necesito tu opinión... :)